• Nº1 en Opinión de los Clientes
  • Entrega en 24h a 48H
  • -20% Gafas de Lectura
  • Ahorre -50% que en las ópticas de calle
Atención al Cliente
Atención al Cliente

¿Por qué tenemos legañas en los ojos al despertar?

Si hay veces que te presentas legañas en los ojos al despertar, en principio no debes preocuparte. Si tus legañas en uno o ambos ojos comienzan a ser más abundantes de lo habitual o si han variado su textura, entonces te recomendamos que visites a tu médico de cabecera u oftalmólogo para confirmar o descartar la presencia de una infección. Pero es hora de desterrar el mito que asocia la presencia de legañas a un cuadro infeccioso o a una enfermedad ocular.

Legañas en los ojos

¿Qué son las legañas?

Las lágrimas poseen una función protectora de la superficie externa de los ojos y de la cara interna de los párpados. Mientras dormimos es vital seguir realizando esa función protectora. Para lograrlo, las legañas se componen mayoritariamente de agua, aunque también incluyen solutos variados y lípidos, estos últimos con un efecto lubricante.

Cuando dormimos, parte de las lágrimas se están evaporando, pero los lípidos, las sales y las células muertas fruto de la regeneración celular no son volátiles, por lo que podemos despertar con unas pequeñas escamas amarillentas que no son otra cosa que la mezcla de lágrimas secas con algunas células muertas. Esas escamas son las legañas.

Aunque también hablamos de legañas para designar a otras secreciones, a veces fluidas y casi siempre purulentas. Este tipo de legañas sí suelen indicar un problema de conjuntivitis, uveítis o blefaritis. Y puedes presentar legañas en los ojos debido a que tus ojos lloren o se hayan irritado por procesos alérgicos, fatiga visual, contaminación ambiental, etcétera. Estas legañas suelen tener un aspecto más blanquecino, porque se componen casi en exclusiva de células muertas que se han desprendido en una cantidad mayor a la habitual como consecuencia de una inflamación.

Legañas en los ojos al despertar: ¿por qué salen?

En general, las legañas en los ojos al despertar se deben al proceso natural de evaporación de las lágrimas o a que el ojo se ve obligado a producir más lágrimas para expulsar algo, bien sean virus, bacterias o un cuerpo extraño que haya podido introducirse sin darnos cuenta.

Otras causas por las que puedes tener legañas en los ojos

Las legañas pueden tener diferentes composiciones y texturas. Son estas variables junto con la exploración del globo ocular, los párpados y la zona del lagrimal las que indican al médico el origen de esas legañas y si son un síntoma de algo que daña el ojo o un simple proceso fisiológico.

Si te fijas en cómo hemos definido el término legañas, no mencionamos nada acerca de que se formen por la noche. Y es que las legañas pueden formarse a cualquier hora cuando son patológicas, pero estas legañas inofensivas compuestas de sales, lípidos y algunas células solo aparecen tras varias horas de sueño y no siempre. Las legañas "amigas", por así decirlo, nunca son abundantes ni se acompañan de síntomas tales como escozor de ojos o inflamación de los párpados, lo que nos lleva a hablar de las otras legañas, las que debe ver tu médico u oftalmólogo.

  • Las conjuntivitis bacterianas y víricas se caracterizan por un aumento en la secreción de legañas, en especial en el caso de la conjuntivitis bacteriana. La conjuntivitis alérgica produce unas legañas características.
  • Con la blefaritis, la uveítis y cualquier otro proceso inflamatorio o infeccioso que afecta a la zona los tejidos externos del globo ocular o a los que se encuentran en contacto con ellos puede ser el origen de un aumento en la secreción de legañas.
  • Un orzuelo puede aumentar la secreción lacrimal en los ojos, con lo que es más probable que aparezcan legañas y de mayor tamaño.
  • El uso diario de lentes de contacto también está detrás de una mayor producción de legañas. En este caso, tu oftalmólogo sabrá al instante si se deben a una compensación de la fricción de la lente con el párpado o si enmascara una infección debida a un mal manejo de tus lentillas o de sus líquidos.
  • El maquillaje puede causar legañas de todo tipo.
  • Si sufres de ojo seco, también vas a presentar mayor cantidad de legañas en las épocas en que se agudizan los síntomas salvo que lo tengas bien controlado con lágrimas artificiales.
  • Otro caso en el que las legañas en los ojos son un aviso es cuando se habla de úlceras oculares. Sin embargo, los síntomas de una úlcera corneal no suelen pasar inadvertidos, de manera que la formación de legañas es el aspecto menos relevante de todo el proceso.

¿Cómo limpiar las legañas de los ojos y evitarlas?

Cuando se forman las típicas legañas al despertar, a veces basta con restregar con mucha suavidad las pestañas para eliminarlas, pero en otras ocasiones pueden estar mejor adheridas a la pestaña o a la piel del párpado. ¿Cómo limpiar ojos con legañas de manera segura?

  • Con soluciones específicas para la higiene palpebral. Estos líquidos acuosos han pasado todos los controles dermatológicos requeridos para aplicarse en una piel tan delicada junto con los oftalmológicos, es decir, aunque no se trate de un colirio, el hecho de que entre una pequeña cantidad de producto en los ojos no les va a causar daño o irritación alguna, siempre y cuando los apliques con las manos limpias y con una gasa estéril en caso de necesitarla.
  • Un método más casero, que te permite limpiar las legañas que se forman al dormir un día por sorpresa, es aplicar agua tibia en una gasa estéril o, en su defecto, en un disco de algodón y dejarla actuar dos o tres minutos con los ojos bien cerrados, para que hidrate la legaña y se desprenda con facilidad.

No existe un método que funcione siempre si deseas evitar las legañas. Te aconsejamos extremar la higiene de manos y de todo lo que toque tus ojos o tus párpados y vigilar el síndrome del ojo seco si es que padeces este problema.

Todos nos hemos despertado en alguna ocasión con legañas. Es normal. Hay personas que presentan más legañas en los ojos al despertar por cuestiones de edad, por sufrir de ojo seco o por el uso diario de lentes de contacto. Lo que debe llevarte a la consulta de un médico o de un oftalmólogo es un cambio en la cantidad, color o textura de esas legañas que se forman durante la noche y, por supuesto, cuando las legañas se acompañan de otros síntomas.

Existen soluciones acuosas específicas para limpiar ojos con legañas en niños y adultos y también el viejo remedio casero de la gasa impregnada en agua tibia.

Vea nuestros productos de limpieza y lubricación de ojos en los enlaces:


Artigos Relacionados

Pesquisa

Temas
Comodidad superior durante todo el mes  con Hydrasense Lentes de Contacto

Top 10 artigos

Top 10 Artigos
Ojos Secos e Sensibles con BioNatural Líquido
Opiniones de Clientes en Lentes de Contacto 365
Apesar de alta demanda, todos los pedidos se envían normalmente. Sabe más »