Atención al Cliente
Atención al Cliente

Miopía: que és, causas, síntomas y tratamientos

Uno de los defectos refractivos más comunes es la miopía . Este problema visual se manifiesta ante los objetos lejanos, la persona no los percibe correctamente, sino que tiene una visión muy borrosa.

La miopía se ocasiona porque la imagen se enfoca delante de la retina, ya sea porque el cristalino o la córnea sean muy potentes, o porque el ojo tiene una ligera anomalía en cuanto a su tamaño, siendo más largo de lo común.

Se considera que este error refractivo está en las variaciones biológicas que mantiene el sistema visual, creando una pequeña falla en la correlación que existe en todos los componentes que tiene el ojo, como lo es la córnea y su curvatura, la potencia que debe tener el cristalino y la longitud axial.

La miopía también ocasiona que la persona que lo padezca tenga dificultad para apreciar los objetos que se encuentran cerca. De igual forma, esto se debe a que las imágenes se enfocan delante de la retina.

Es común que la miopía se manifieste combinada con otro problema visual, como el astigmatismo o la presbicia.

Defectos refractivos más comunes es la miopía.

Principales causas de la Miopía

La miopía no solo es causada por la estructura que posee el sistema visual del paciente, o por la anomalía de cualquiera de sus elementos, como el del cristalino, la córnea o de la longitud axial.

Esta condición también se ocasiona por otros factores, entre ellos los siguientes:

  1. Factores genéticos: en la mayoría de los casos de los pacientes, la miopía se debe a los factores hereditarios. Esto quiere decir que los hijos de algún padre miope tienen la probabilidad de padecer este defecto refractivo. Las probabilidades aumentarán si ambos padres lo poseen. No obstante, no será posible predecir la aparición de este error sin haber realizado los exámenes pertinentes y estudiar los antecedentes familiares del paciente.
  2. Factores patológicos: algunas enfermedades como la diabetes, ciertos tipos de cataratas o el queratocono producen miopía, ya sea de forma permanente o temporal.
  3. Factores ambientales: realizar actividades en las que no se aprecie la luz solar durante la infancia o trabajar con dispositivos electrónicos sin buena iluminación en el área, puede ocasionar miopía.
  4. Factores tóxicos: consumir ciertas sustancias dañinas contribuiría a desarrollar este error refractivo, de forma permanente o temporal.

Síntomas de la miopía

Síntomas de la miopía

El síntoma principal que presenta cada paciente con miopía es observar los objetos que se encuentran cerca con total nitidez y claridad, mientras que a medida que poseen una mayor distancia los verá un poco borrosos y difuminados. Un claro ejemplo son las señales de tránsito en la autopista.

Es común que aquellos que padezcan de miopía experimenten continuamente dolores de cabeza y también padezcan de fatiga visual. Los pacientes, cuando quieren observar algún objeto que está lejos, suelen entrecerrar los ojos, efectuando un ligero esfuerzo para lograr ver con claridad.

En los niños los síntomas son más sencillos de apreciar, debido a que empieza a manifestar dificultades y molestias a la hora de poder ver el pizarrón en la escuela. De igual modo, si están viendo algún programa de televisión, o si están leyendo u libro, se acercan mucho para ver mejor.

De notar estos síntomas lo ideal es acudir a un especialista en oftalmología, quien determinará si existe este defecto refractivo.

Tipos de Miopía

La miopía tiene dos diferentes tipos. Estos son la miopía simple y la miopía patológica.

Miopía simple:

Es la más común. Consiste en aquella miopía que posee menos de seis dioptrías. Por lo general, se estabiliza a los 18 años de edad. No es posible prevenirla, por eso se recomienda realizar exámenes visuales completos para detectarla a tiempo.

Tiene varias formas de corregirse, puede tratarse a través del uso de gafas con graduación, lentes de contacto o procedimientos quirúrgicos. Todo esto se evaluará según la condición del paciente y las recomendaciones realizadas por el oftalmólogo.

Miopía patológica:

Conocida también como la miopía magna, o alta miopía. En estos casos el defecto refractivo sobrepasa las seis dioptrías. Esta se ocasiona generalmente por un incremento de la elongación que ocurre en el globo ocular.

El error deriva en algunas ocasiones por ciertos cambios degenerativos que están asociados a dicha elongación del órgano visual, sobre todo al nivel de la retina, lo que compromete de gran forma a la visión del paciente que tiene miopía.

Es importante que estas personas se sometan a revisiones periódicas para conocer el estado del error refractivo.

Además de estos, tenemos la miopía infantil

La miopía en los niños evoluciona a medida que pasa el tiempo, sobre todo en las edades comprendidas entre los 7 y 17 años, aproximadamente. Es por esto que las evaluaciones durante la infancia son de suma importancia.

Lo recomendable es realizar los primeros exámenes de visión a los cuatro años. De esta forma se podrá valorar si existe algún tipo de error refractivo que traiga como consecuencia un problema de visión mayor con el tiempo.

Las evaluaciones infantiles también servirán para detectar el ojo vago, debido a que en los niños es muy común.

La miopía ha aumentado en la población juvenil, esto se debe a factores hereditarios y ambientales. Es por esto que cada vez que utilicemos algún dispositivo electrónico, se tomen en cuenta los factores ambientales, como lo es la iluminación del área, que influye de gran manera con este defecto.

Para evitar el desarrollo de la miopía en los niños y jóvenes, es importante el uso de anteojos con graduación, y que se empleen cada vez que la persona esté frente a algún dispositivo electrónico, como el televisor, ordenador, Smartphone, entre otros.

Diagnóstico de la Miopía

Este es un defecto refractivo que es fácil de diagnosticar a través de un examen visual estándar que realiza el especialista en oftalmología. Por lo general, estas pruebas incluyen:

  1. Un examen de refracción, el cual consiste en determinar la prescripción que el paciente necesita.
  2. Evaluación para determinar la agudeza visual, en esta prueba se emplean imágenes con letras de distintos tamaños, las cuales se encuentran a una distancia de 6 metros aproximadamente desde donde se encuentra el paciente. El objetivo es que el paciente identifique aquellas letras que ve perfectamente.
  3. Medir la presión intraocular, con esta prueba se podrá determinar si es apropiado realizar el procedimiento quirúrgico láser.
  4. Evaluación de la visión binocular y percepción cromática, su finalidad es descartar la ceguera parcial a ciertos colores.
  5. Examen de la movilidad del ojo, mediante el cual se podrá observar si la persona tiene estrabismo.

Tratamiento para la miopía

Este defecto refractivo se trata de diferentes técnicas, ya sea por medio de anteojos con graduación lentes de contacto o procedimientos quirúrgicos. Elegir un tratamiento en lugar de otro dependerá de las condiciones en las que se encuentre el paciente, el especialista en oftalmología se encargará de evaluar todas las opciones.

Cabe destacar que, mientras mayor número de dioptrías tenga el paciente, el cristal de los anteojos será más ancho, con el fin de corregir el error. La persona deberá utilizarlos todo el tiempo. Por eso, se recomienda el uso de lentes de contacto para una persona acostumbrada a ejercitarse constantemente.

Tratamiento para la miopía

Sin embargo, las operaciones para la miopía reducen considerablemente las dioptrías. En la mayoría de los casos, elimina de forma definitiva el uso de lentillas o gafas con graduación. Para eso, es importante realizar una revisión preparatoria, de este modo que se determinará el tratamiento necesario.

Se recomienda que los procedimientos quirúrgicos para tratar la miopía no sean realizados sino hasta los 25 años del paciente. Y no podrán efectuarse si la persona es menor a los 20 años.

Peligros de la miopía

La mayoría de las veces, este es un error refractivo que no presenta alguna complicación. Por lo tanto, no presenta un riesgo para la salud del sistema visual del paciente que lo padece. No obstante, existen casos en los que la enfermedad progresa considerablemente, convirtiéndose en una situación degenerativa.

A esto se le llama miopía degenerativa, miopía patológica o miopía magna. Sin embargo, es una de las enfermedades visuales más raras y poco comprendidas. Por lo general suele presentarse en la infancia de las personas e incrementar con el paso del tiempo.

En ella se presenta un alargamiento de forma acelerada en el globo ocular, lo que ocasiona que la condición progrese rápidamente y se agrave, generando pérdida de la vista debido al desprendimiento de la retina, o hasta sangrado del ojo.

La miopía patológica aumenta el riesgo de aparición de cataras en los ojos del paciente.

Preguntas frecuentes

¿Además de miopía, puedo padecer alguna otra enfermedad visual?

La respuesta es afirmativa, así como una persona puede padecer solo de miopía, también es común que se combine con otro error refractivo, como el astigmatismo. Esto ocasionará que la persona tenga una visión borrosa y distorsionada de las imágenes, además de que no percibirá adecuadamente los objetos que están lejos.

¿Cómo se si tengo miopía?

Los síntomas de la miopía suelen confundirse con los de otras enfermedades visuales. Es por esto que solo el oftalmólogo determinará si el paciente posee este error refractivo, por lo que deben practicarse los exámenes visuales pertinentes.

¿Si tengo miopía, mis hijos pueden heredarla?

Sí, una de las causas de este defecto refractivo es el factor hereditario. Las probabilidades aumentarán cuando ambos padres padezcan de miopía.


Artigos Relacionados

Pesquisa

Temas

La lentilla Acuvue Vita más cómoda del mercado durente todo el mes de uso
Acuvue vita

Top 10 artigos

Top 10 Artigos

Ojos Secos e Sensibles con Bio Natural
Hy-care

<!--V:LEGEND--> Facebook
Amigos en el Facebook que les gusta la 365...
Apesar de alta demanda, todos los pedidos se envían normalmente. Sabe más »