• Nº1 en Opinión de los Clientes
  • Entrega en 24h a 48H
  • -20% Gafas de Lectura
  • Ahorre -50% que en las ópticas de calle
Atención al Cliente
Atención al Cliente

Los mejores ejercicios oculares para cuidar tu vista

Una vida saludable pasa por la realización de ejercicio ligero o moderado, adaptado a las particularidades de cada persona y a la etapa de la vida en la que se encuentre.

Si nos hablan de ejercicios pensamos en los músculos y en las articulaciones, pero es probable que seas de las personas que también piensan en ejercicios destinados a mejorar un área del cerebro, como la movilidad fina, la atención o el pensamiento lateral. El cerebro no es un músculo pero existen ejercicios para él y lo que se conoce como rehabilitación cognitiva.

Sería estupendo que existieran también ejercicios visuales para los músculos oculares y, por qué no, poder disponer de una tabla de ejercicios de terapia visual para realizar en casa. ¿Cómo te quedas si te decimos que sí existen ejercicios oculares y que funcionan?

Qué son los ejercicios visuales y para qué sirven

Exercícios oculares para cuidar tu vista

En efecto, existen ejercicios para la vista y ejercicios para los ojos que mejoran algunos problemas visuales. Para no caer en decepciones, es importante conocer qué se puede esperar del entrenamiento visual.

En primer lugar, los ejercicios visuales no corrigen problemas refractivos, es decir, no curan ni alivian la miopía, el astigmatismo o la hipermetropía porque no llegan a modificar la forma del ojo. Tampoco consiguen mejoras en enfermedades que afectan al nervio óptico o a la retina y, si hablamos de la presbicia, aunque existen ejercicios de enfoque que pueden mejorar los estados iniciales, no son suficientes para detener el envejecimiento biológico de los ojos.

Entonces, ¿para qué sirve esta gimnasia ocular? Pues para mejorar problemas de visión relacionados con la convergencia visual (capacidad para que ambos ojos trabajen de manera conjunta a una distancia cercana), hasta cierto punto con la acomodación (enfocar y desenfocar a diferentes distancias) y con la binocularidad (capacidad para integrar dos imágenes en una sola en el cerebro).

Dicho en términos más coloquiales, los ejercicios para los ojos pueden mejorar problemas leves y moderados relacionados con el estrabismo en niños y problemas de ojo vago. Incluso pueden llegar a corregirlos, si la terapia se aplica a edades tempranas.

También existen ejercicios oculares que alivian la fatiga visual, esa sensación de cansancio y pérdida de nitidez que podemos llegar a experimentar si pasamos largas horas haciendo uso de una agudeza visual importante.

¿Ejercicios oculares para cuidar la vista?

Parpadeos

Rápidos para combatir la sequedad ocular si no disponemos de lágrimas artificiales, y lentos al despertarse, para mejorar la adaptación a la luz y fortalecer los músculos oculares junto con la circulación sanguínea de la zona.

Masajes oculares

Con mucha suavidad. Si sientes fatiga visual puedes probar a cerrar los ojos y presionar sobre los párpados cerrados con las yemas de los dedos durante dos o tres segundos para mejorar la circulación.

Ejercicios de enfoque o acomodación

Consisten en ir enfocando a diferentes distancias. Puedes usar tu dedo o un objeto, y lo vas moviendo de cerca a lejos y viceversa.

Al principio, cuando coloques tu dedo muy cerca de los ojos sentirás mareo y verás doble, pero con la repetición continuada durante un par de minutos al día vas a minimizar esas sensaciones, de manera que solo aparezcan cuando realmente tengas tu dedo colocado en vertical tocando la punta de la nariz.

A medida que avances en tu entrenamiento, podrás realizar estos cambios de enfoque con mayor rapidez, que es lo que te va a permitir cierto alivio en las etapas iniciales de la presbicia.

Movimiento de los ojos con la cabeza inmóvil

De manera similar a los ejercicios de enfoque, pero moviendo un objeto o tu dedo en diferentes zonas del campo visual, mejoras el tono de tus músculos oculares y puedes experimentar alivio si sufres de mareos o vértigos.

Cuando ya tengas este ejercicio dominado, puedes combinarlo con los ejercicios de enfoque para mayor dificultad.

Ejercicios para relajar la tensión en el cuello

No son ejercicios oculares, pero pueden ayudarte con la fatiga visual y para prevenir cefaleas.

Beneficios de los ejercicios oculares

Los ejercicios oculares corrigen algunos problemas de visión, como hemos explicado, pero también ayudan a retrasar algunos aspectos del envejecimiento de los músculos oculares y pueden formar parte de la llamada rehabilitación vestibular, que mejora a bastantes pacientes afectados por vértigo.

En combinación con otros ejercicios sencillos del cuello y los hombros, los ejercicios para los ojos pueden evitarte muchas cefaleas, en especial las tensionales y las causadas por fatiga visual.

Es decir, los ejercicios oculares sirven tanto para corregir algunos problemas de visión como para aliviar molestias relacionadas con la sequedad de ojos o el uso continuado de dispositivos digitales y, por si fuera poco, se integran dentro de otras terapias rehabilitadoras que nos ayudan a mejorar nuestra salud en general. Son sencillos de realizar y carecen de efectos secundarios, siempre y cuando no presiones demasiado al aplicarte el masaje ocular.

Como ves, resulta que sí existe una gimnasia para los ojos que repercute de manera positiva en la visión y en la calidad de vida. Como sucede con la gimnasia cerebral, tiene sus límites y no sirve para aliviar muchas enfermedades, pero hace maravillas con algunos problemas que son incómodos y que, de hecho, puede derivar en otros defectos de la vista. Por si fuera poco, se trata de ejercicios sencillos, que se realizan en pocos minutos y que no te van a hacer daño. Lo peor que puede suceder es que no te alivien porque tu caso sea más que moderado y necesites realizar también descansos visuales o usar lágrimas artificiales.

Cualquier óptico u oftalmólogo te confirmará los beneficios reales de la práctica continuada de los ejercicios para los ojos. Algunos, incluso, funcionan aunque los realices solo al notar molestias, como es el caso de los del parpadeo rápido para lubricar los ojos.

En cualquier caso, es importante recordar que los ejercicios oculares no evitan que necesites usar gafas o lentes de contacto para problemas refractarios ni consiguen frenar enfermedades serias como la degeneración macular. Por eso, para mantener una buena salud ocular, debes realizarte revisiones periódicas.


Artigos Relacionados

Pesquisa

Temas
Comodidad superior durante todo el mes  con Hydrasense Lentes de Contacto

Top 10 artigos

Top 10 Artigos
Ojos Secos e Sensibles con BioNatural Líquido
Opiniones de Clientes en Lentes de Contacto 365
Apesar de alta demanda, todos los pedidos se envían normalmente. Sabe más »